Ptitsa.

“Hay ptitsas que abren puertas, que enseñan caminos; a mí una ptitsa me enseñó un camino y lo tomé. Y uno puede dejar de ver a esa ptitsa semanas, meses y años, pero el eco de su influencia sobre nosotros sigue ahí, como un recordatorio. De lo que sembró en nosotros.”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s